Documentos Eclesiales

Ntra Sra del Rosario : 7 Octubre

Celebramos hoy la memoria de Nuestra Señora del Rosario. Una breve consideración para este día.

CARAVAGGIO
Madonna del Rosario
c. 1607
Oil on canvas, 365 x 250 cm
Kunsthistorisches Museum, Vienna

El Rosario de la Virgen María, difundido gradualmente en el segundo Milenio bajo el soplo del Espíritu de Dios, es una oración apreciada por numerosos Santos y fomentada por el Magisterio. En su sencillez y profundidad, sigue siendo también en este tercer Milenio apenas iniciado una oración de gran significado, destinada a producir frutos de santidad. Se encuadra bien en el camino espiritual de un cristianismo que, después de dos mil años, no ha perdido nada de la novedad de los orígenes, y se siente empujado por el Espíritu de Dios a «remar mar adentro» (duc in altum!), para anunciar, más aún, ‘proclamar’ a Cristo al mundo como Señor y Salvador, «el Camino, la Verdad y la Vida» (Jn14, 6), el «fin de la historia humana, el punto en el que convergen los deseos de la historia y de la civilización».

El Rosario, en efecto, aunque se distingue por su carácter mariano, es una oración centrada en la cristología. En la sobriedad de sus partes, concentra en sí la profundidad de todo el mensaje evangélico, del cual es como un compendio. En él resuena la oración de María, su perenne Magnificat por la obra de la Encarnación redentora en su seno virginal. Con él, el pueblo cristiano aprende de María a contemplar la belleza del rostro de Cristo y a experimentar la profundidad de su amor. Mediante el Rosario, el creyente obtiene abundantes gracias, como recibiéndolas de las mismas manos de la Madre del Redentor. (Tomado de: San Juan Pablo II. Rosarium Virginis Mariae, n. 1) Sigue leyendo más sobre el Rosario.

Featured Image -- 1080

Categorías: Documentos Eclesiales, Santoral | Etiquetas: , | Deja un comentario

Honor a San José : 1 Mayo

¡Oh San José! Aquí está tu puesto como Protector universalis Ecclesiae. Hemos querido ofrecerte a través de las palabras y documentos de nuestros inmediatos Predecesores del siglo pasado, de Pío IX a Pío XII, una corona de honor como eco de las muestras de afectuosa veneración que ya surgen de todas las naciones católicas y de todos los países de misión. Sé siempre nuestro protector. Que tu espíritu interior de paz, de silencio, de trabajo y oración, al servicio de la Santa Iglesia, nos vivifique siempre y alegre en unión con tu Esposa bendita, nuestra dulcísima e Inmaculada Madre, en el solidísimo y suave amor de Jesús, rey glorioso e inmortal de los siglos y de los pueblos. ¡Así sea!

Dado en Roma, junto a San Pedro, el 19 de marzo de 1961, tercer año de nuestra Pontificado.
IOANNES PP. XXIII
(tomado de: Carta apostólica Le Voci de SS San Juan XXIII. <http://w2.vatican.va/content/john-xxiii/es/apost_letters/1961/documents/hf_j-xxiii_apl_19610319_s-giuseppe.html&gt;)

C o a John XXIII.svg

Escudo pontificio de San Juan XXIII

Categorías: Documentos Eclesiales, Reflexiones, Santoral | Etiquetas: , , , , | Deja un comentario

Consagración del altar Parroquia San Jerónimo : 26 Febrero 2016

Consagracion del altar 26 Febrero 2016_4

La parroquia san Jerónimo, por gracia de Dios, tuvo la oportunidad de dedicar su altar al culto divino por parte de Mons. Francisco Antonio Nieto, obispo de la Diócesis de Engativá, el 26 de Febrero de 2016; para mayor gloria de Dios y alimento de los fieles en la Eucaristía y la Palabra de Dios.

Reproducimos el texto de la consagración del altar. El cual puede ser descargado en verión imprimible en el siguiente link: Celebración (Completo) de consagración del altar de manos de Mons. Francisco Antonio Nieto

Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Moniciones | Etiquetas: , , , , , , , | Deja un comentario

Miércoles de Ceniza : imposición de la ceniza por un laico (2016)

R ITO DE LA IMPOSICIÓN DE LA CENIZA POR UN LAICO

MIERCOLES DE CENIZA

2016

=====================

Descargue este subsidio en pdf RITO DE LA IMPOSICION DE LA CENIZA POR UN LAICO 2016

=====================

Fuente de la fotografía: <https://pixabay.com/static/uploads/photo/2015/02/18/09/51/in-640516_960_720.jpg&gt;

Signación

El animador se signa junto con toda la asamblea.

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

Saludo

El animador saluda con las manos juntas a la asamblea con una de las siguientes invocaciones.

V. Nuestro auxilio es el nombre del Señor

R. Que hizo el cielo y la tierra.

Monición

El animador u otro de los presentes, puede hacer una monición que introduzca la celebración. He aquí un modelo:

«Conviértanse y crean en el Evangelio», ésa es la invitación que Jesús nos hace hoy a través de la Iglesia.

Convertirse quiere decir volverse hacia Dios. Supone más un dirigirse hacia Alguien que llama que un desprenderse del egoísmo y optar por una nueva concepción de la vida. Para acoger un mensaje, hay que elevar ante todo los ojos hacia el mensajero.

Que al ponernos la ceniza renovemos nuestra búsqueda incesante del amor de Dios.

Oración colecta

El animador invita a orar, y todos harán silencio por breves momentos. Si lo desea puede utilizar el tradicional Oremos. Luego hace la siguiente oración.

Padre bueno,

Concédenos poder inaugurar con este ayuno santo

la vigilancia propia

de nuestro combate cristiano,

para que el vigor que comunica

a nuestro ser la austeridad de la Cuaresma

afirme nuestra fortaleza

en la lucha cotidiana contra el mal

y en el progreso de la virtud.

Por Jesucristo nuestro Señor. Amén.

CELEBRACIÓN DE LA PALABRA DE DIOS

El animador o, preferiblemente, otro laico que se encuentre presente proclama la lectura, la cual se puede tomar o de Antiguo Testamento o de Evangelio, según sea la disposición de tiempo.

Del libro del profeta Joel 2, 12-18

Dice el Señor todopoderoso: Convertíos a mi de todo corazón: con ayuno, con llanto, con luto. Rasgad los corazones no las vestiduras: Convertíos al Señor Dios vuestro; porque es compasivo y misericordioso, lento a la cólera, rico en piedad, y se arrepiente de las amenazas. Quizá se convierta y se arrepienta y nos deje todavía la bendición, la ofrenda, la libación del Señor nuestro Dios. Tocad la trompeta en Sión, proclamad el ayuno, convocad la reunión; congregad al pueblo, santificad la asamblea, reunid a los ancianos, congregad a muchachos y niños de pecho. Salga el esposo de la alcoba; la esposa del tálamo. Entre el atrio y el altar lloren los sacerdotes, ministros del Señor, diciendo: «Perdona, Señor, perdona a tu pueblo, no entregues tu heredad al oprobio; no la dominen los gentiles, no se diga entre las naciones: «¿Dónde está su Dios?» Que el Señor sienta celo por su tierra y perdone a su pueblo.

Palabra de Dios.

_______________________________________________________

O bien

Lectura del santo Evangelio según san Mateo 6, 1-6. 16-18

En aquel tiempo, dijo Jesús a sus discípulos: «Cuidad de no practicar vuestra justicia delante de los hombres para ser vistos por ellos, de lo contrario, no tendréis recompensa de vuestro Padre celestial.

Por tanto, cuando hagas limosna, no vayas tocando la trompeta por delante como hacen los hipócritas en las sinagogas y por las calles con el fin de ser honrados por los hombres; os aseguro que ya han recibido su paga. Tú, en cambio, cuando hagas limosna, que no sepa tu mano izquierda lo que hace tu derecha ¡así tu limosna quedará en secreto, y tu Padre, que ve en lo secreto, te lo pagará.

Cuando recéis no seáis como los hipócritas, a quienes les gusta rezar de pie en las sinagogas y en las esquinas para que los vea la gente. Os aseguro que ya han recibido su paga. Cuando tú vayas a rezar entra en tu cuarto, cierra la puerta y reza a tu Padre, que está en lo escondido, y tu Padre, que ve en lo escondido, te lo pagará.

Cuando ayunéis no andéis cabizbajos, como los farsantes que desfiguran su cara para hacer ver a la gente que ayunan. Os aseguro que ya han recibido su paga. Tú, en cambio, cuando ayunes, perfúmate la cabeza y lávate la cara, para que tu ayuno lo note, no la gente, sino tu Padre que está en lo escondido; y tu Padre, que ve en lo escondido, te recompensará.»

Palabra del Señor.

Reflexión

La Cuaresma de este Año Jubilar, pues, es para todos un tiempo favorable para salir por fin de nuestra alienación existencial gracias a la escucha de la Palabra y a las obras de misericordia. Mediante las corporales tocamos la carne de Cristo en los hermanos y hermanas que necesitan ser nutridos, vestidos, alojados, visitados, mientras que las espirituales tocan más directamente nuestra condición de pecadores: aconsejar, enseñar, perdonar, amonestar, rezar. Por tanto, nunca hay que separar las obras corporales de las espirituales. Precisamente tocando en el mísero la carne de Jesús crucificado el pecador podrá recibir como don la conciencia de que él mismo es un pobre mendigo. A través de este camino también los «soberbios», los «poderosos» y los «ricos», de los que habla el Magnificat, tienen la posibilidad de darse cuenta de que son inmerecidamente amados por Cristo crucificado, muerto y resucitado por ellos. Sólo en este amor está la respuesta a la sed de felicidad y de amor infinitos que el hombre —engañándose— cree poder colmar con los ídolos del saber, del poder y del poseer. Sin embargo, siempre queda el peligro de que, a causa de un cerrarse cada vez más herméticamente a Cristo, que en el pobre sigue llamando a la puerta de su corazón, los soberbios, los ricos y los poderosos acaben por condenarse a sí mismos a caer en el eterno abismo de soledad que es el infierno. He aquí, pues, que resuenan de nuevo para ellos, al igual que para todos nosotros, las lacerantes palabras de Abrahán: «Tienen a Moisés y los Profetas; que los escuchen» (Lc 16,29). Esta escucha activa nos preparará del mejor modo posible para celebrar la victoria definitiva sobre el pecado y sobre la muerte del Esposo ya resucitado, que desea purificar a su Esposa prometida, a la espera de su venida.

(Tomado del Mensaje de S.S. Francisco para la cuaresma 2016)

IMPOSICIÓN DE LA CENIZA

El animador y, si es el caso, otros laicos, impone(n) la ceniza a los presentes diciendo a cada uno:

V. Conviértete y cree en el Evangelio.

O bien:

V. Acuérdate que polvo eres y en polvo te convertirás.

Padrenuestro

A continuación, el animador, con las manos juntas, exhorta a la asamblea con estas u otras palabras.

Con el gozo de sabernos hijos de Dios, acudamos a nuestro Padre diciendo: Padre nuestro que estás en el cielo…

Oración

El animador invita a orar, y todos harán silencio por breves momentos. Si lo desea puede utilizar el tradicional Oremos. Luego hace la siguiente oración.

Dios, que conviertes a ti los corazones de los creyentes,

escucha nuestras súplicas:

Concédenos abandonar los senderos del error

para seguir a Cristo tu Hijo,

por el camino que conduce a la vida;

para que fieles a las promesas del bautismo,

vivamos coherentemente con nuestra fe,

testimoniando con valor la verdad de tu Palabra.

Por Cristo nuestro Señor, tu Hijo que vive y Reina por los siglos de los siglos. Amén.

ENVÍO :: Bendición

El animador, con las manos juntas, invoca la bendición de Dios sobre la asamblea. Se termina con:

En el nombre del Padre, del Hijo y del Espíritu Santo. Amén

Una vez invocada la bendición de Dios se puede hacer una oración a la Virgen Inmaculada María para que sea nuestra compañera en el camino a la Pascua de su Hijo.

Basado en el propuesto por: <http://www.mercaba.org/LITURGIA/Cuaresma/Ceniza/celebracion_con_laico.htm&gt;

2016

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , , , , | Deja un comentario

Guión en español para la Liturgia de la Palabra en la Jornada Mundial de Oración para el Cuidado de la Creación

Atentos a esta invitación y celebración en comunidad

Iglesiaactualidad

perugino_battesimo_cristo_particolare_dio_padre_cappella_sixtina

CAPILLA PAPAL

LITURGIA DE LA PALABRA
PRESIDIDA POR EL SANTO PADRE
FRANCISCO

CON OCASIÓN DE LA JORNADA MUNDIAL DE ORACIÓN
POR EL CUIDADO DE LA CREACIÓN

BASÍLICA VATICANA, 1 DE SEPTIEMBRE DE 2015

Ver la entrada original 1.892 palabras más

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Mensaje del Papa Francisco para la Cuaresma del 2015

Mensaje del Santo Padre Francisco para la Cuaresma 2015

 

«Fortaleced vuestros corazones» (St 5,8)

Queridos hermanos y hermanas:

La Cuaresma es un tiempo de renovación para la Iglesia, para las comunidades y para cada creyente. Pero sobre todo es un «tiempo de gracia» (2 Co 6,2). Dios no nos pide nada que no nos haya dado antes: «Nosotros amamos a Dios porque él nos amó primero» (1 Jn 4,19). Él no es indiferente a nosotros. Está interesado en cada uno de nosotros, nos conoce por nuestro nombre, nos cuida y nos busca cuando lo dejamos. Cada uno de nosotros le interesa; su amor le impide ser indiferente a lo que nos sucede. Pero ocurre que cuando estamos bien y nos sentimos a gusto, nos olvidamos de los demás (algo que Dios Padre no hace jamás), no nos interesan sus problemas, ni sus sufrimientos, ni las injusticias que padecen… Entonces nuestro corazón cae en la indiferencia: yo estoy relativamente bien y a gusto, y me olvido de quienes no están bien. Esta actitud egoísta, de indiferencia, ha alcanzado hoy una dimensión mundial, hasta tal punto que podemos hablar de una globalización de la indiferencia. Se trata de un malestar que tenemos que afrontar como cristianos.

Cuando el pueblo de Dios se convierte a su amor, encuentra las respuestas a las preguntas que la historia le plantea continuamente. Uno de los desafíos más urgentes sobre los que quiero detenerme en este Mensaje es el de la globalización de la indiferencia. Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , | Deja un comentario

Eucaristía (O.G.M.R. 1-2)

IMPORTANCIA Y DIGNIDAD DE LA CELEBRACIÓN EUCARÍSTICA

1. La celebración de la Misa, como acción de Cristo y del pueblo de Dios ordenado jerárquicamente, es el centro de toda la vida cristiana para la iglesia, universal y local, y para todos los fieles individualmente, ya que con ella se culmina la acción con que Dios santifica en Cristo al mundo, y el culto que los hombres tributan al Padre, adorándole por medio de Cristo, Hijo de Dios. Además, se recuerdan en ella a lo largo del año los misterios de la redención, que en cierto modo estos se hacen presentes. Todas las demás acciones sagradas y cualesquiera obras de la vida cristiana se relacionan con ella, proceden de ella y a ella se ordenan.

2. Es, por consiguiente, de sumo interés que de tal modo se ordene la celebración de la Misa o Cena del Señor que ministros y fieles, participando cada uno a su manera, saquen de ella con más plenitud los frutos para cuya consecución instituyó Cristo nuestro Señor el sacrificio eucarístico de su Cuerpo y Sangre y confió este sacrificio, como un memorial de su pasión y resurrección, a la Iglesia, su amada Esposa.

(Organización General del Misal Romano -O.G.M.R.- n.n. 1-2)

Kiononía san Ignacio

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Novena de Navidad Conferencia Episcopal Colombiana 2014

La adoración de los pastores El Greco recorte

Compartimos con ustedes la Novena de preparación a la Navidad del 2014 que la Conferencia Episcopal Colombiana ha presentado a los fieles. En ella se resalta el papel de la FAMILIA en la construcción de la Iglesia y la sociedad. Una bella oportunidad para orar juntos y pedir por aquellas familias que padecen diversas adversidades que minan su unión, su fe y testimonio.

Dios los guarde en esta fase final de nuestro Adviento.

Descargue la novena en PDF Novena Conferencia Episcopal Colombiana 2014 el Don de la familia

O Consultela en las siguientes páginas:

============================================================

Kiononía san Ignacio

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , | Deja un comentario

Ordenación General de la Liturgia de las Horas (O.G.L.H.)

Sagrada Congregación para el Culto Divino

2 de febrero de 1971

 Consulte el archivo en PDF

Aquí: Ordenación general de la LH

CAPITULO I

IMPORTANCIA DE LA LITURGIA DE LAS HORAS U OFICIO DIVINO EN LA VIDA DE LA IGLESIA

1. La oración pública y comunitaria del pueblo de Dios figura con razón entre los principales cometidos de la Iglesia. Ya en sus comienzos, los bautizados “perseveraban en oír la enseñanza de los Apóstoles y en la unión, en la fracción del pan y en la oración” (Act. 2,42). Por lo demás, la oración unánime de la comunidad cristiana es atestiguada muchas veces en los Hechos de los Apóstoles…

Testimonios de la primitiva Iglesia ponen de manifiesto que cada uno de los fieles solía dedicarse individualmente a la oración a determinadas horas. En diversas regiones se estableció luego la costumbre de destinar algunos tiempos especiales a la oración común, como la última hora del día, cuando se hace noche y se enciende la lámpara, o la primera, cuando la noche se disipa con la luz del sol.

Andando el tiempo se llegó a santificar con la oración común también las restantes Horas, que los Padres veían claramente aludidas en los Hechos de los Apóstoles. Allí aparecen los discípulos congregados a la “hora tercia”. El Príncipe de los Apóstoles “subió a la terraza para orar hacia la hora sexta” (10, 9); ‘Pedro… y Juan subían al templo a la hora de oración, que era la noria” (3, l); “hacia media noche, Pablo y Sil, puestos en oración, alababan a Dios” (16,25).

2. Tales oraciones realizadas en común poco a poco se iban configurando como un conjunto definido de Horas. Esta Liturgia de las Horas u Oficio Divino, enriquecida también con lecturas, es principalmente oración de alabanza y de súplica, y ciertamente oración que la Iglesia realiza con Cristo y que dirige a él.

  Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Sin categoría | Etiquetas: , | Deja un comentario

Laudis Canticum

 CONSTITUCIÓN APOSTÓLICA

LAUDIS CANTICUM

DE SU SANTIDAD

PABLO VI

CON LA QUE SE PROMULGA EL OFICIO DIVINO REFORMADO

POR MANDATO DEL CONCILIO ECUMÉNICO VATICANO II

 

 

 

Pablo Obispo,

siervo de los siervos de Dios,

para perpetua memoria

 

 

El cántico de alabanza de la Iglesia

El cántico de alabanza que resuena eternamente en las moradas celestiales y que Jesucristo, sumo Sacerdote, introdujo en este destierro ha sido continuado fiel y constantemente por la Iglesia, con una maravillosa variedad de formas.

 

La Liturgia de las Horas, complemento de la Eucaristía

La Liturgia de las Horas se desarrolló poco a poco hasta convertirse en oración de la Iglesia local, de modo que, en tiempos y lugares establecidos, y bajo la presidencia del sacerdote, vino a ser como un complemento necesario del acto perfecto de culto divino que es el sacrificio eucarístico, el cual se extiende así y se difunde a todos los momentos de la vida de los hombres.

Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Sin categoría | Etiquetas: , , | Deja un comentario

El Oficio Divino en la constitución Sacrosanctum Concilium

CONCILIO ECUMÉNICO VATICANO II
CONSTITUCIÓN
SACROSANCTUM CONCILIUM
SOBRE LA SAGRADA LITURGIA

CAPÍTULO IV
EL OFICIO DIVINO

Obra de Cristo y de la Iglesia
83. El Sumo Sacerdote de la nueva y eterna Alianza, Cristo Jesús, al tomar la naturaleza humana, introdujo en este exilio terrestre aquel himno que se canta perpetuamente en las moradas celestiales. El mismo une a Sí la comunidad entera de los hombres y la asocia al canto de este divino himno de alabanza.

Porque esta función sacerdotal se prolonga a través de su Iglesia, que, sin cesar, alaba al Señor e intercede por la salvación de todo el mundo no sólo celebrando la Eucaristía, sino también de otras maneras, principalmente recitando el Oficio divino.

84. Por una antigua tradición cristiana, el Oficio divino está estructurado de tal manera que la alabanza de Dios consagra el curso entero del día y de la noche, y cuando los sacerdotes y todos aquellos que han sido destinados a esta función por institución de la Iglesia cumplen debidamente ese admirable cántico de alabanza, o cuando los fieles oran junto con el sacerdote en la forma establecida, entonces es en verdad la voz de la misma Esposa que habla al Esposo; más aún, es la oración de Cristo, con su Cuerpo, al Padre.
Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Sin categoría | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.