Publicaciones etiquetadas con: Pablo VI

Eucaristía (O.G.M.R. 1-2)

IMPORTANCIA Y DIGNIDAD DE LA CELEBRACIÓN EUCARÍSTICA

1. La celebración de la Misa, como acción de Cristo y del pueblo de Dios ordenado jerárquicamente, es el centro de toda la vida cristiana para la iglesia, universal y local, y para todos los fieles individualmente, ya que con ella se culmina la acción con que Dios santifica en Cristo al mundo, y el culto que los hombres tributan al Padre, adorándole por medio de Cristo, Hijo de Dios. Además, se recuerdan en ella a lo largo del año los misterios de la redención, que en cierto modo estos se hacen presentes. Todas las demás acciones sagradas y cualesquiera obras de la vida cristiana se relacionan con ella, proceden de ella y a ella se ordenan.

2. Es, por consiguiente, de sumo interés que de tal modo se ordene la celebración de la Misa o Cena del Señor que ministros y fieles, participando cada uno a su manera, saquen de ella con más plenitud los frutos para cuya consecución instituyó Cristo nuestro Señor el sacrificio eucarístico de su Cuerpo y Sangre y confió este sacrificio, como un memorial de su pasión y resurrección, a la Iglesia, su amada Esposa.

(Organización General del Misal Romano -O.G.M.R.- n.n. 1-2)

Kiononía san Ignacio

Categorías: Documentos Eclesiales | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Laudis Canticum

 CONSTITUCIÓN APOSTÓLICA

LAUDIS CANTICUM

DE SU SANTIDAD

PABLO VI

CON LA QUE SE PROMULGA EL OFICIO DIVINO REFORMADO

POR MANDATO DEL CONCILIO ECUMÉNICO VATICANO II

 

 

 

Pablo Obispo,

siervo de los siervos de Dios,

para perpetua memoria

 

 

El cántico de alabanza de la Iglesia

El cántico de alabanza que resuena eternamente en las moradas celestiales y que Jesucristo, sumo Sacerdote, introdujo en este destierro ha sido continuado fiel y constantemente por la Iglesia, con una maravillosa variedad de formas.

 

La Liturgia de las Horas, complemento de la Eucaristía

La Liturgia de las Horas se desarrolló poco a poco hasta convertirse en oración de la Iglesia local, de modo que, en tiempos y lugares establecidos, y bajo la presidencia del sacerdote, vino a ser como un complemento necesario del acto perfecto de culto divino que es el sacrificio eucarístico, el cual se extiende así y se difunde a todos los momentos de la vida de los hombres.

Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Sin categoría | Etiquetas: , , | Deja un comentario

El Oficio Divino en la constitución Sacrosanctum Concilium

CONCILIO ECUMÉNICO VATICANO II
CONSTITUCIÓN
SACROSANCTUM CONCILIUM
SOBRE LA SAGRADA LITURGIA

CAPÍTULO IV
EL OFICIO DIVINO

Obra de Cristo y de la Iglesia
83. El Sumo Sacerdote de la nueva y eterna Alianza, Cristo Jesús, al tomar la naturaleza humana, introdujo en este exilio terrestre aquel himno que se canta perpetuamente en las moradas celestiales. El mismo une a Sí la comunidad entera de los hombres y la asocia al canto de este divino himno de alabanza.

Porque esta función sacerdotal se prolonga a través de su Iglesia, que, sin cesar, alaba al Señor e intercede por la salvación de todo el mundo no sólo celebrando la Eucaristía, sino también de otras maneras, principalmente recitando el Oficio divino.

84. Por una antigua tradición cristiana, el Oficio divino está estructurado de tal manera que la alabanza de Dios consagra el curso entero del día y de la noche, y cuando los sacerdotes y todos aquellos que han sido destinados a esta función por institución de la Iglesia cumplen debidamente ese admirable cántico de alabanza, o cuando los fieles oran junto con el sacerdote en la forma establecida, entonces es en verdad la voz de la misma Esposa que habla al Esposo; más aún, es la oración de Cristo, con su Cuerpo, al Padre.
Sigue leyendo

Categorías: Documentos Eclesiales, Sin categoría | Etiquetas: , , | Deja un comentario

Crea un blog o un sitio web gratuitos con WordPress.com.